Elsa Sánchez Becerra

¡El equipo de ateconqueso es increíble! Por eso, decidimos presumirlo. Así que a partir de hoy, el primer viernes de cada mes podrán conocer más sobre los increíbles artistas que son parte de nuestro equipo.

Hoy les presentamos a Elsa Sánchez Becerra – quien le dio vida a Mole a través del pincel. Elsa es mexicana y Diseñadora Industrial. Sin embargo, ella se define  como creadora que ha descubierto recientemente en la Ilustración, el medio de expresión que más le apasiona para comunicar y compartir historias y mensajes propositivos, sobretodo para niños.

Elsa tiene un interés especial por los libros que abordan el tema de las emociones. Y uno de sus favoritos es “El libro de los grandes contrarios psicológicos”, de Óscar Brenifier y Jacques  Després.

Pueden seguir a Elsa como @elsa_estudio en IG y conocer más de su trabajo en su sitio web: http://www.elsasanchezestudio.com

¿Por qué leer con tu bebé?

Leerle a tu bebé es de las pocas actividades que está comprobada que tiene beneficios en TODAS las áreas de desarrollo. Suena exagerado pero es cierto.

Estos son los cinco beneficios comprobados de leer con tu bebé:

1. Son adultos con mejor IQ

Desde el punto de vista cognitivo, leer con tu bebé hace una gran diferencia en el desarrollo de su cerebro. Genera y fortalece las conexiones entre neuronas, que son la base para promover habilidades de lenguaje, lectoescritura y aprendizaje, además de estimular el desarrollo motriz.

2. Tienen mejores calificaciones

Leer también impacta su desarrollo académico. Los niños que han estado en contacto con libros desde el nacimiento tienen mayores probabilidades de éxito: leer bien (comprender, analizar) se traduce en aprender mejor.

3. Les ayuda en el desarrollo del lenguaje

En el área del lenguaje la lectura también ha probado ser benéfica. Escuchar nuevas palabras, entonaciones, conjugaciones, estructuras, ritmos y rimas, sientan las bases para que aprenda a escuchar y eventualmente a hablar.

4. Fortalece el vínculo entre mamá e hijo

Además, leer tiene beneficios para el área emocional. Las sesiones de lectura ofrecen oportunidades de vínculo con el adulto lector. La experiencia de leer juntos es increíble: desde sentir la vibración de tu voz, hasta observar imágenes, permitirle guiar la lectura y reinventar historias.

5. Se crea un hábito de lectura para toda la vida

Seguramente no te caerá de sorpresa si te decimos que la lectura compartida es la semilla que sembramos en los bebés y niños para que más adelante amen los libros. El chiste para lograrlo es asociar la lectura con una experiencia positiva y divertida.

¿Cuál es el mejor libro para tu bebé o tu toddler?

Como con los vinos: el que más les guste a ustedes. Lo malo es que a veces su libro favorito es el que menos te gusta a ti. Recuerda que los niños aprenden a través de la repetición, así que no desesperes si estás leyendo Star Wars por séptima vez: busca nuevas formas de contar la historia, has preguntas, cuéntalo al revés.

Y no te olvides de nosotros: en ateconqueso hacemos libros diseñados para promover el desarrollo integral de bebés y niños. Son a prueba de babas, mordidas y jalones: no se rompen y son resistentes al agua – incluso puedes lavarlos – y están impresos con tintas que no son tóxicas. También contienen una guía con recomendaciones sobre cómo usar el libro para estimular el desarrollo de tu bebé de diferentes y divertidas maneras.
Además, como en ateconqueso creemos que todos los niños tienen derecho a desarrollar su potencial al máximo, por cada libro vendido, regalamos uno igual a una familia que no tiene acceso a libros infantiles en su casa.

La lectura y el desarrollo cognitivo

Es durante los primeros años de vida —en particular durante los primeros tres — que nuestro cerebro crea el mayor número de conexiones neuronales. No sólo es importante saber cómo y cuándo se desarrolla el cerebro de nuestros niños, sino también cómo podemos potenciar ese desarrollo. ¿Sabían que los libros pueden ayudarnos a lograrlo?

Si bien nuestro cuerpo viene “preprogramado” para crecer y desarrollarse, nuestro cerebro depende fuertemente del entorno en el que crecemos para “conectarse”. Como padres y madres, abuelas, tíos, docentes y/o cuidadores, somos y proveemos gran parte de ese entorno. Este artículo de National Geographic (muy interesante, por cierto), resume muy bien cómo se desarrolla el cerebro de los niños durante los primeros años de vida. Entre otras cosas, el artículo explica que diferentes estímulos y acciones – como escuchar rimas y canciones, pasar una página o agarrar un juguete, ayudan a crear redes neuronales; y que estos circuitos se fortalecen a través de la repetición.

¿Y esto qué tiene que ver con los libros?

Los libros son una herramienta increíble para estimular el fortalecimiento de conexiones neuronales, si sabemos “explotarlos”. Un libro no es sólo un cuento; también es una historia que podemos leer en voz alta – incluso con entonaciones diferentes. Es un objeto que podemos manipular y conocer a través de los sentidos; una oportunidad para entablar diálogos, para ver colores, para aprender, para empezar a desarrollar habilidades de lecto-escritura (literacy), para hacer y responder preguntas.

Pero no se asusten. El desarrollo de habilidades de lecto-escritura en la primera infancia, no significa enseñarle a los niños a leer tal cual. Responde más bien a fomentar de manera natural el desarrollo de habilidades y capacidades que más tarde servirán para leer, escribir y comunicar. Estas habilidades son progresivas y continuas e incluyen las de la lista de abajo. Pero lo importante no es tener la lista, sino entender que fomentar estas habilidades a través de los libros, ayudará a que el cerebro de nuestros niños se desarrolle mejor.

Habilidades que podemos fortalecer a través de los libros

Motricidad fina

A través de la manipulación de los libros, bebés y niños practican acciones que requieren cierto nivel de madurez: agarrar un libro, girarlo, abrirlo, cerrarlo, pasar una página y en general explorarlo a través de todos los sentidos (¡sí, también el gusto!) ayuda a desarrollar y fortalecer la motricidad fina de nuestros cachorros.

ateconqueso recomienda:

  • Dejar que tus niños jueguen con sus libros, enseñarles a pasar las hojas e invitarlos a explorar el libro como objeto.
Observación y escucha

Poner atención, observar con detenimiento una ilustración, reconocer un libro y/o sus personajes, señalar objetos, escuchar entonaciones, palabras, rimas, ayuda a desarrollar la capacidad de atención de las y los niños.

ateconqueso recomienda:

  • Promover que tus niños elijan los libros que leen juntos, ir más despacio en sus partes favoritas, pedirles que te muestren al personaje principal, preguntarles qué es lo que más les gustó del libro.
Comunicación y lenguaje

Escuchar palabras, frases, oraciones, párrafos e historias ayuda a las y los niños a incrementar su vocabulario, a comprender el significado de lo que decimos y a estructurar la manera en la que nos comunicamos. Escuchar cambios de entonación y volumen promueve el reconocimiento fonético de lo que decimos y ayuda a desarrollar el habla. Además, las historias nos motivan a escuchar, preguntar, comprender y responder.

ateconqueso recomienda:

  • Leer en voz alta 20 minutos al día. Sobretodo en bebés, no te sientas obligado a leerles literatura infantil. Lee con tus niños lo que estés leyendo tú: el periódico, una novela, un artículo de una revista. Escuchar tu voz es increíble para tu bebé de maneras que tú no imaginas, incluyendo su desarrollo cognitivo, verbal y socioemocional.
  • Con niños que empiezan a hablar o hablan bien, aprovecha el tiempo de lectura para entablar diálogos sencillos, repasar los colores y las formas y preguntarles cómo se sienten hoy o qué fue lo que más les gusta de esa historia.
Comprensión y narrativa

Escuchar una historia  promueve habilidades de análisis, comprensión y comunicación. La estructura narrativa (principio, climax, final), ayuda a los niños a comprender la progresión simple. Entender conceptos nuevos puede ayudar a tus niños a comprender que tienen capacidades que no sabían que tenían, al imitar lo que sucede en el libro, o a hacer preguntas sobe lo que está pasando en la historia.

ateconqueso recomienda:

  • Contar historias cortas a bebés y niños. Puedes empezar por cuentos muy simples, y poco a poco moverte hacia historias más complejas: con más personajes, más trama y más detalles.
  • Si tus niños ya hablan, pídeles que te cuenten su historia favorita, aunque sea en pocas palabras. Fomentarás el diálogo y promoverás que intenten estructurar la historia para comunicarla.
  • Permite que tus niños te interrumpan mientras leen juntos, para preguntar cosas que no entiende o palabras que no conoce. Cuestionar nos ayuda a entender lo que está sucediendo.

Los libros de ateconqueso son particularmente útiles para desarrollar habilidades en tus niños. No sólo porque están desarrollados de la mano de expertos en psicopedagogía que supervisan que los contenidos de los libros llamen y retengan la atención de bebés y niños a través del color y las formas, así como de textos apropiados. También porque tienen una guía para agentes de desarrollo (papás, mamás, abuelas, abuelos, tíos, tías, nanas, docentes, bibliotecarios y cualquier otra persona que tenga a su cargo a un niño) que ofrece consejos para potenciar el uso del libro como herramienta de desarrollo. Puedes encontrar nuestros libros aquí.

 

¡Hola!

¡Bienvenidos a nuestro blog! Aquí encontrarán información sobre la importancia de los libros para el desarrollo infantil desde edades tempranas, reseñas de libros infantiles, noticias sobre ateconqueso y estrategias para impulsar el desarrollo de sus niños favoritos. ¡Todos a leer!  🙂